Hoy celebramos el Día Mundial de la Salud

Hoy 7 de abril del 2020 se celebra el el Día Mundial de la Salud por parte de la OMS y se dedica a todos los enfermeros y enfermeras del mundo.  Donde también esta Institución alerta sobre el faltante de estos necesarios Profesionales en su año más heroico.   

“Enfermeras y enfermeros son la columna vertebral de cualquier sistema sanitario y hoy muchos de ellos se encuentran en el frente de la batalla contra la Covid-19”, destacó con ocasión de la jornada de homenaje el director general de la OMS, Tedros Adhanom.

Regiones como África, el sureste asiático, el Mediterráneo Oriental o Latinoamérica son las que sufren mayor escasez de estos profesionales, que en un 90 por ciento de los casos son mujeres y representan más de la mitad de los profesionales sanitarios.

El estudio también muestra un reparto desigual, en el que una mitad de la población mundial (generalmente países desarrollados) acumula un 80 por ciento de los profesionales de enfermería, y países como la India, pese a los problemas de su sistema sanitario, exportan muchos de estos trabajadores a naciones más ricas.

La actual pandemia “ha demostrado que estar mejor preparado en el sector sanitario además es vital para la salud de la economía, e incluso para las libertades personales”, a la vista del confinamiento que muchos países han tenido que implementar, subrayó el enfermero británico.

Aprovechamos esta situación, que mantiene al Mundo en preocupación máxima, par saludar no solo a las Enfermeras y Enfermeros del a nivel mundial, sino a todas aquellas personas que de alguna forma se dedica a actividades en salud, conserjes, secretarías, psicólogos, médicos, técnicos, farmacólogos, biólogos, choferes, asistentes de pacientes y otros que en este momento ponen la mano en la llaga porque están ahí para todos nosotros si en algún momento nos ocupamos.  Son nuestros Héroes en la actualidad y son nuestra máxima herramienta para salvar nuestras vidas, sin olvidar a Dios que debe estar presente en nuestras vidas.

Un aplauso para ellos y nuestros deseos de que Dios los proteja.