Hospital de Niños hace un llamado para que los pacientes de Hemato-oncología no falten a sus citas programadas

• Hemato-oncología-quimioterapia trabaja normalmente, no tiene la modalidad de teleconsulta.
• El paciente con quimioterapia no debe suspender el tratamiento.

Médicos especialistas de hematología y oncología del hospital Nacional de Niños (HNN) hicieron un llamado a padres y encargados de pacientes con cáncer a presentarse a sus citas programadas, principalmente aquellos que tienen citas en quimioterapia, y a no dejar los tratamientos que tienen indicados.

La doctora Gabriela Soto, jefa de Hemato-oncología del centro pediátrico, dijo que las citas se mantienen como habitualmente están establecidas; no se está trabajando con la modalidad de teleconsulta y los médicos permanecen trabajando normalmente.

“Hacemos un llamado a los padres para que no tengan miedo de venir al hospital, aquí están seguros respecto a su patología de fondo”, mencionó Soto.

El hospital implementó, ante la emergencia por COVID-19, un área de pre triage (valoración médica previa) donde se separa el paciente respiratorio y no respiratorio por lo que el paciente de Hemato-oncología no está en contacto con pacientes respiratorios.

El paciente con quimioterapia no debe suspender su tratamiento

La consulta de quimioterapia en el hospital Nacional de Niños no se ha suspendido. Si el padre de familia no es contactado por el médico, tiene que presentarse a la cita médica.

El menor debe continuar su tratamiento y los padres seguir las recomendaciones que se les han dado.  Por ningún motivo se suspenderá la quimioterapia; a menos que el médico de cabecera les contacte e indique lo contrario.

El paciente con quimioterapia y que presente algo diferente (fiebre, dolor abdominal, síntomas respiratorios) o alguna enfermedad aguda debe re consultar inmediatamente al centro de salud más cercano o al hospital Nacional de Niños.

En caso de que el padre tenga alguna molestia respiratoria y ante la emergencia del COVID-19, el paciente debe presentarse en el hospital acompañado por una sola persona adulta sana, menor de 60 años y sin factores de riesgo; sin otros niños, solo el paciente y el acompañante.

Alerta ante sospechas del cáncer

El hecho de que haya una pandemia de coronavirus no indica que los casos de cáncer hayan disminuido y los padres deben consultar oportunamente en caso de sospecha.

Se pide acudir al centro de salud más cercano si el niño tiene pérdida de peso, fiebre persistente, adenopatías o ganglios crecidos, aparición de masas, moretones muy frecuentes, sangrados, palidez excesiva o algo que indique que el niño pueda tener cáncer.

El hospital Nacional de Niños atiende entre 160 y 170 casos nuevos de cáncer al año.

/ Ana Patricia Aguilar Gómez

[email protected]